Takín: Características y Curiosidades

El takin (Budorcas taxicolor) es un animal incre√≠blemente raro. Se parece a un √≠bice y a un buey, pero en realidad es un rumiante de pezu√Īa hendida. Es dif√≠cil nombrar a los parientes m√°s cercanos del tak√≠n: estos animales son √ļnicos y distintivos. Incluso su h√°bitat son √°reas silvestres aisladas, donde los takines est√°n protegidos por la Lista Roja.

5 datos increíbles sobre el takin:

  1. Uno de los datos m√°s interesantes sobre el takin es la forma en que se las arregla para mantenerse caliente en los g√©lidos entornos de monta√Īa. Su gran hocico tiene una compleja red de cavidades sinusales para calentar el aire antes de que llegue a los pulmones. Tambi√©n les crece un grueso pelaje secundario para el invierno y se desprenden de √©l para el verano.
  2. Los machos adultos se llaman toros, las hembras adultas se llaman vacas y las crías de takín se llaman terneros.
  3. La sustancia aceitosa que segrega su piel les protege de la lluvia y la niebla. También les permite marcar su olor.
  4. Se ha teorizado que el vellocino de oro que se busca en el mito griego de Jasón y los Argonautas se inspiró en el takin dorado.
  5. El Takin es el animal nacional del Reino de But√°n.

Origen de la Especie y Descripción

El tak√≠n (o taqu√≠n) es un raro animal de la familia de los B√≥vidos. Se trata de una pareja de rumiantes con pezu√Īas, que se identifican por la estructura de sus cuernos, que son huecos pero fuertes debido a su estructura acanalada. Entre las especies m√°s comunes de B√≥vidos tambi√©n se encuentran la gacela, el bisonte, el toro, el argal√≠, la cabra y la oveja.

Foto del golden takin o Budorcas taxicolor bedfordi
Foto del golden takin o Budorcas taxicolor bedfordi

Entre los takines se distinguen cuatro subespecies, seg√ļn su √°rea de distribuci√≥n:

  • B. taxicolor taxicolor
  • B. taxicolor bedfordi (takin dorado)
  • B. taxicolor tibetana (El takin de Sichuan o takin tibetano)
  • B. taxicolor whitei

Los b√≥vidos son una familia bastante grande que incluye una gran variedad de especies. Desde el peque√Īo ant√≠lope dik-dik (o dic-dic), que apenas pesa 5 kg, hasta el bisonte, que puede pesar m√°s de mil kilos. El tak√≠n tambi√©n destaca en la familia de los animales con cuernos por su aspecto caracter√≠stico y su reducida √°rea de distribuci√≥n.

Suelen vivir en grandes zonas abiertas, como la sabana y la estepa. Estos animales se adaptan mejor a las carreras largas, prefieren permanecer en manadas y a veces son capaces de defenderse de los depredadores, utilizando sus fuertes cuernos y sus fuertes patas como armas.

El takín, como especie, se descubrió bastante tarde, hace aproximadamente un siglo y medio. Los naturalistas descubrieron primero los huesos de estos animales, que no pudieron identificar, antes de descubrir el animal.

Apariencia y Características

El Tak√≠n se parece a una vaca peque√Īa. La altura a la cruz alcanza los cien cent√≠metros y los machos miden un m√°ximo de 150 cent√≠metros, sin incluir la cola. El Takin tiene un peso corporal de unos 300 kg, que es una constituci√≥n bastante fuerte para un animal peque√Īo.

Primer plano del takiŐĀn
Primer plano del takiŐĀn

Los takín tienen una cruz pronunciada, una espalda ligeramente caída y una grupa claramente visible. La cola del animal es muy corta, y recuerda más a las colas de las ovejas. El pelaje es largo, suave y tiene una capa interna gruesa y cálida. El color de los takines es degradado, rojizo claro o pálido. Puede ser ligeramente más claro o más oscuro en los lados más cercanos a la grupa. También hay manchas más oscuras en el hocico, las patas y el vientre del taquín.

Los takines tienen una cabeza enorme, que recuerda a la de los alces. Tiene una nariz grande con un cart√≠lago voluminoso, grandes fosas nasales, boca ancha y grandes ojos negros. Las orejas son relativamente peque√Īas pero m√≥viles y tambi√©n est√°n densamente cubiertas de pelo.

Las hembras y los machos s√≥lo se diferencian en el tama√Īo del cuerpo. Ambos tienen cuernos que se asemejan a los de los b√ļfalos: muy juntos en la base y luego separados. En el centro, los cuernos son anchos y planos, cubren la frente y luego se curvan hacia arriba y hacia atr√°s.

Los takines tienen una espesa melena, que tambi√©n se observa tanto en las hembras como en los machos. Suele ser un pelo fino y sedoso que cuelga del cuello y la mand√≠bula inferior. Las pezu√Īas del tak√≠n son anchas, con grandes excrecencias √≥seas. Las patas son fuertes, rectas y estables.

¬ŅD√≥nde Habita el Tak√≠n?

Los takines están muy apegados al territorio en el que viven. Estos animales no suelen migrar, lo que dificulta su cría en cautividad.

Habitat natural de familia de Takines
Habitat natural de familia de Takines

En general, los takines se encuentran en los siguientes lugares:

  • Noreste de la India;
  • Nepal;
  • T√≠bet;
  • China.

Los takines son m√°s abundantes en la provincia china de Sichuan. All√≠ viven en una zona protegida que incluye un terreno monta√Īoso rocoso y una densa selva tropical. Prefieren establecerse en las monta√Īas, donde el bosque se une a los acantilados. Sus reba√Īos tambi√©n pueden verse en las llanuras subalpinas y alpinas, donde hay peque√Īas manchas de roca.

A los takines les encantan los matorrales de rododendro y los brotes de bamb√ļ duro. Soportan sin problemas las grandes altitudes, a menudo hasta los cinco mil metros sobre el nivel del mar. Durante la estaci√≥n fr√≠a, los takines descienden de las monta√Īas heladas a los bosques de las faldas, donde permanecen hasta la llegada del calor.

Su constituci√≥n corporal les hace estar perfectamente adaptados a vivir en diferentes zonas territoriales. Sus anchas pezu√Īas y fuertes patas les permiten trepar por rocas y acantilados inestables. Lentos pero de peque√Īo tama√Īo, se sienten c√≥modos en bosques densos y ci√©nagas.

Dato Importante

Los takines tambi√©n se desenvuelven bien en los zool√≥gicos. No son tan exigentes como, por ejemplo, el b√ļfalo y algunos ant√≠lopes amantes del calor. Se adaptan bien tanto a los climas c√°lidos como al invierno.

¬ŅQu√© Come el Tak√≠n?

Los takines son rumiantes (herb√≠voros) que prefieren comer hierba verde, ramas de √°rboles j√≥venes y hojas durante la estaci√≥n c√°lida. La flora de alta monta√Īa es muy diversa, por lo que desde la primavera hasta el oto√Īo los takines tienen una dieta muy rica, que incluye m√°s de 130 especies de plantas.

En invierno, los takines comen ramas, agujas de pino, hojas secas, bamb√ļ y rododendro. Tambi√©n utilizan sus anchas pezu√Īas para cavar a trav√©s de gruesas capas de nieve e incluso de la dura corteza de hielo para alcanzar las ra√≠ces y la hierba seca. El metabolismo de los takines se ralentiza durante el invierno, lo que les permite evitar la inanici√≥n.

Takin alimentaŐĀndose de hierba
Takin alimentaŐĀndose de hierba

Los takines son capaces de arrancar la corteza de los árboles jóvenes gracias a la estructura de sus mandíbulas. El extremo del hocico de los takines es un cartílago blando, similar al que se encuentra en los alces y en algunas razas de caballos. Les permite comer la corteza y los brotes de los árboles.

Dato Curioso

Los Takines pueden incluso ponerse de pie sobre sus patas traseras para alcanzar sus golosinas: hojas verdes y frutos que crecen por encima del suelo.

En los zool√≥gicos, la dieta del tak√≠n es variada. Adem√°s de hierba joven y heno, se les da fruta, bayas y verduras, y se les a√Īade salvado y vitaminas para que se mantengan sanos y tengan una larga vida.

Comportamiento y Estilo de Vida

Los takines son animales extremadamente tímidos, y por esta razón su comportamiento es el menos estudiado. Son activos sobre todo durante el día y al atardecer, cuando salen a las praderas abiertas para alimentarse.

Los takines se agrupan en peque√Īas manadas de hasta diez animales. La manada tiene un l√≠der masculino y una jerarqu√≠a femenina, pero el l√≠der no expulsa a otros machos j√≥venes. Los naturalistas han observado que los machos m√°s viejos no se reproducen, sino que se alejan de la manada.

Comportamiento de takines salvajes
Comportamiento de takines salvajes

En invierno, las peque√Īas manadas de takines se re√ļnen en grandes grupos. As√≠ es como los animales huyen del fr√≠o y protegen colectivamente a sus cr√≠as. Rara vez se producen conflictos dentro de un grupo de takin: estos animales son pac√≠ficos entre s√≠.

Dato Interesante

Aunque los takines parecen torpes y lentos, son capaces de trepar por zonas rocosas muy peque√Īas para comer musgo o follaje joven.

Los takines no son intr√≠nsecamente curiosos: los animales temerosos evitan lo desconocido. Sin embargo, en un zool√≥gico, pueden acostumbrarse a los humanos, confundi√©ndolos con parte de la manada. Las hembras de takines que cr√≠an cachorros son a veces sorprendentemente combativas. Son capaces de atacar a posibles enemigos, defendi√©ndose con sus cuernos y pezu√Īas. Al mismo tiempo, los machos son mucho menos agresivos que las hembras y s√≥lo realizan funciones reproductivas, sin defender a la manada de ninguna manera.

Reproducción y Crías

Durante la √©poca de cr√≠a, los machos, que permanecen algo alejados de la manada, se unen a las hembras y se interesan por ellas. La √©poca de reproducci√≥n suele ser en julio o agosto, dependiendo de la temperatura del aire. Los takines se re√ļnen en grandes manadas, compitiendo por los derechos de apareamiento.

Una familia de Takines
Una familia de Takines

Los machos de takín no son conflictivos, por lo que los enfrentamientos son extremadamente raros. A menudo se limitan a mugir unos a otros, o a chocar los cuernos más raramente, pero no escenifican largas escaramuzas. Los takines perdedores (generalmente machos jóvenes e inexpertos) se alejan de la manada de hembras y permanecen como espectadores.

Después del apareamiento, los machos permanecen solitarios. El embarazo dura unos ocho meses. La hembra da a luz una cría, menos a menudo dos, pero la segunda no suele sobrevivir en la naturaleza. Las crías nacen maduras e independientes. Al cabo de unas horas, están de pie y al día siguiente están jugando entre ellos.

Las cr√≠as se alimentan de la leche de la madre hasta las dos semanas de edad y luego cambian gradualmente al alimento vegetal. Sin embargo, la madre alimenta a las cr√≠as durante varios meses. Cuando los cachorros de tak√≠n han crecido, forman una “guarder√≠a” de la que se ocupa una hembra mayor. Las madres de estos cachorros se acercan entonces a sus cr√≠as para alimentarlas.

Enemigos Naturales del Takin

A la menor amenaza, el takin se esconde en los matorrales de bamb√ļ o sube a los acantilados. Tambi√©n muestran un comportamiento que no se observa en otros mam√≠feros de pezu√Īa hendida: los takines tienden a esconderse. Estos animales se agazapan en la hierba alta o en los matorrales densos e hibernan, a la espera de que desaparezca un enemigo o una amenaza potencial. Incluso alargan el cuello y se tapan los ojos para que la posibilidad de ser detectados sea m√≠nima.

Dos takines peleando con sus cuernos
Dos takines peleando con sus cuernos

Un Dato Interesante

Los nativos incluso tienen una broma de que puedes pisar un takin: estos grandes animales pueden ser tan invisibles.

Los takines viven en zonas de difícil acceso para los depredadores. El peor enemigo, que ha minado gravemente a la población takin, es el hombre. Las perturbaciones antropogénicas y la caza furtiva han llevado a estos animales al borde de la extinción. Pero hay una serie de depredadores a los que se enfrentan los takins.

Los tigres son bestias astutas y √°giles que son expertas en la caza de takines. Son capaces de olfatear a un takin al acecho tanto en las monta√Īas como en el bosque. Sin embargo, los tigres no son capaces de mermar seriamente la poblaci√≥n del takin, ya que prefieren cazar presas m√°s accesibles territorialmente.

Los osos también son una amenaza menor para los takins. Son capaces de atacar a individuos viejos o jóvenes en terreno abierto, donde los takines de movimiento lento tienen pocas posibilidades de escapar. Pero los osos también son raros en su hábitat.

Población y Situación de la Especie

Los takines est√°n en peligro de extinci√≥n. Desde su descubrimiento, han despertado un gran inter√©s no s√≥lo entre los naturalistas, sino tambi√©n entre los cazadores salvajes. Los takines en su h√°bitat natural no cuentan con muchos individuos, pero a finales del siglo XX su n√ļmero se redujo considerablemente.

Foto del takin tibetano
Foto de un takin tibetano

Hay varias razones por las que la población del takin ha disminuido considerablemente:

  • Los cazadores furtivos cazaban activamente a los takines porque se cre√≠a que sus √≥rganos internos, su carne y sus cuernos ten√≠an propiedades medicinales. Se comercializaban bien, lo que facilitaba una mayor caza de estos animales;
  • La deforestaci√≥n est√° afectando a la poblaci√≥n del tak√≠n. El hecho es que estos animales est√°n muy apegados a su h√°bitat y son reacios a abandonarlo. Por lo tanto, los takines suelen morir junto con el bosque talado, y tambi√©n pierden una importante base de forraje debido a la destrucci√≥n de la vegetaci√≥n;
  • Cuando se descubrieron los takines como especie, se capturaron en grandes cantidades para los zool√≥gicos. All√≠ no ten√≠an acceso a condiciones de vida adecuadas y no se reproduc√≠an, lo que tambi√©n afectaba al n√ļmero de estos animales;
  • Los takines son susceptibles a los cambios ambientales, por lo que la contaminaci√≥n del aire afecta a su salud y longevidad. Los investigadores se√Īalan que los takines se reproducen con menos facilidad en entornos contaminados.

Estos factores han contribuido a un importante descenso de la poblaci√≥n de takin. Actualmente, el n√ļmero de estos animales se est√° recuperando gracias a las oportunas medidas de conservaci√≥n.

Protección del Takín

El takín está incluido en el Libro Rojo Internacional como especie rara. Los métodos de conservación de estos animales se aplicaron hace pocas décadas, pero han demostrado ser muy eficaces.

En primer lugar, el gobierno chino ha reconocido el takin como un bien del país, otorgándole a priori un estatus de conservación. La caza del takin está prohibida a nivel nacional y se castiga con penas de cárcel y multas.

Cuidado para los Takines
Cuidado para los Takines

La captura de takin para los zoológicos está prohibida. Algunos ejemplares se mantienen en zoológicos del extranjero en condiciones especiales que favorecen la cría efectiva de estos animales. Los takin en cautividad son vigilados por equipos de naturalistas que controlan los indicadores de salud de los animales.

En segundo lugar, las zonas en las que viven predominantemente los takines están reconocidas como zonas protegidas. Se ha evitado la deforestación y otras intervenciones antropogénicas, lo que ha contribuido en gran medida a la recuperación de la población de la especie.

Sin embargo, la tala industrial contin√ļa, por lo que desde las zonas no protegidas, los takines siguen estando amenazados. Por ahora, su poblaci√≥n es estable y estos incre√≠bles animales pueden encontrarse incluso en los principales zool√≥gicos del mundo.

El takin es un animal hermoso y sorprendente. Se espera que los zoológicos y los santuarios puedan restablecer la población de estos inusuales animales. La concienciación sobre la naturaleza y la prohibición de la deforestación en el hábitat del takin pueden resolver el problema de la extinción de estos animales.

Video del Takin

Preguntas Frecuentes sobre los Takines

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al principio
Cerrar
Buscar Etiquetas